EL INDEC Y SUS MEDICIONES MENTIROSAS

 

 

En el año 2004 , el consumo de los Argentinos era distinto : Se habían multiplicado la compra de celulares, pero faltaban varios años para la llegada de los smartphones. Internet era un lujo con wifi y las tarifas de electricidad, agua y gas estaban congeladas. Hace 15 años los Argentinos íbamos al cyber y no existía la Asignación por hijo.

Las familias en 2004 consumían más frutas, verduras y no era tan importante las led y las cervezas  artesanales.

Pasaron 15 años, el mundo cambió, sin embargo en esta Argentina de hoy, el INDEC aún usa una canasta basada en la formas de gastos de aquellos hogares de principios de siglo para calcular las variaciones de los indices de precios, lo que todos conocemos como inflación .

Hablamos del mismo INDEC del que estamos pendientes todos los meses, ese que ayer se ubicó en el 3,8 % para febrero .

Ese método es antiguo, pero también es un problema : ahora en los hogares se ” gasta distinto ” , por lo que no se ven reflejados en el indice, o lo hacen en forma distorsionada .

Sin dudas una de las complicaciones más evidentes que se deriva de esto es el real impacto del aumento de las tarifas de los servicios públicos en la economía familiar. Estas subas se diluyen , quedando en parte ocultas por la estructura de ponderaciones.  Esto le da margen al gobierno de CAMBIEMOS para autorizar aumentos muy fuertes sin temor de que se refleje de manera contundente.

Calcular la inflación como lo hace este gobierno similar a la del 2004 termina indefectiblemente distorsionando el impacto de las variaciones de los precios actuales.

Dicho de otra forma : El gobierno Macrista utiliza una canasta de gastos de un hogar promedio que ya dejó de existir, que gastaba en proporción muchísimo menos  de sus ingresos en telefonía o en naftas. Hasta ahora , y mientras no se incorpore un nuevo revelamiento,  Argentina seguirá midiendo la inflación de 2019 con la vieja foto de las familias de 2004.

 

últimas noticias