RINCÓN HISTÓRICO : EL SOLDADO QUE NO SABIA QUE LA GUERRA HABÍA TERMINADO

 

El 24 de enero de 1972 en una selva de la isla de Guam (una isla de la Micronesia, en el Pacífico Occidental) se encuentra al sargento japonés Shōichi Yokoi, que había estado escondido desde el final de la Segunda Guerra Mundial, en 1945.
Este soldado japonés no creía que hubiera acabado la guerra contra Estados Unidos por lo cual se internó durante 30 años en la selva luego de finalizado el conflicto.
Esta es su increíble historia.
Yokoi Arribó a Guam en 1943. Cuando el Cuerpo de Marines de los Estados Unidos capturó la isla durante la Segunda Batalla de Guam, Yokoi se internó en la jungla con otros 10 soldados japoneses y permaneció escondido hasta 1972.
El resto de sus compañeros, durante ese período, por distintas razones, se alejaron y otros fallecieron.
Yokoi se quedó durante 8 años completamente solo.Vivía de la caza, utilizó plantas nativas para hacer ropa, ropa de cama y utensilios que escondía en su cueva.
Yokoi fue el antepenúltimo soldado japonés en rendirse después de la guerra, ya que hubo otros también, denominados “Zan-Ryū Nippon Hei” (soldados de Japón dejados atrás o rezagados), que se entregaron todavía más tardíamente, durante 1974.
Christian Brea
Profesor de Historia
Columnista Político

últimas noticias